Consejos para prevenir el dolor de espalda

Consejos para prevenir el dolor de espalda

En Hypnos Dolor somos especialistas en el tratamiento del dolor crónico y agudo. Somos una unidad cercana y asequible para nuestros pacientes y ofrecemos atención 5 días a la semana, de manera presencial o telefónicamente. Por este motivo, y para mejorar nuestra calidad de vida y nuestra salud, le ofrecemos algunos consejos prácticos para prevenir los dolores de espalda en el trabajo.

Las causas más comunes del dolor de espalda tienen su origen en el entorno laboral; formas inadecuadas de sentarse u otros malos hábitos posturales, trabajos que exigen sobresfuerzos físicos,  movimientos repetitivos y mecánicos, el sedentarismo, el estrés o el sobrepeso  aumentan la posibilidad de padecer dolores lumbares.

Esto se traduce a que el 11,4% de las incapacidades temporales o bajas laborales en nuestro país son a causa de este tipo de dolencias. Con una duración media de 17,6 días, el gasto que generan a nivel asistencial y laboral supone aproximadamente un gasto de 16.000 millones de euros (entre un 1,7% y un 2,1% del PIB).

Por todo esto, es importante prevenir y controlar este tipo de dolencias, y así ganar en calidad de vida y salud.

Consejos para la prevención y el control

1. Realizar diariamente estiramientos musculares y movilización articular durante aproximadamente 15 minutos al día para así mantener la espalda trabajada y protegida.

2. Realizar actividad física de forma regular. Se recomienda realizar por lo menos 3 sesiones de ejercicio a la semana o caminar como mínimo 45 minutos a buen ritmo al día.

3. Prestar atención a la alimentación siguiendo unos hábitos alimenticios saludables, y mantener un nivel de hidratación correcto (dos litros de agua diarios).

4. Adoptar buenos hábitos posturales. Lo ideal es mantener la espalda recta y completamente apoyada en el respaldo con los hombros relajados y las rodillas alineadas en altura con la cadera o un poco por debajo de ésta.

5. Dormir en posiciones correctas: Dormir de lado apoyándose sobre el costado izquierdo del cuerpo, con los brazos flexionados 90 grados de hombros para que queden libres y no cargar todo el peso sobre ellos.

6. Evitar movimientos bruscos al realizar gestos cotidianos como el sentarse y levantarse, ya que estos gestos realizados sin calentar puede desencadenar lesiones musculares.

7. Mantener la higiene postural en el lugar de trabajo. No cruzar las piernas, apoyar los pies en el suelo, alinear la cadera con las rodillas, tener los hombros relajados y los codos en ángulo recto y adaptar la posición de la silla.

En caso de que la molestia persista, no dude en contactarnos. El correcto reconocimiento de la dolencia será determinante para desarrollar un diagnóstico y un tratamiento efectivo para su dolencia, y en Hypnos Dolor encontrará el profesional que no solo aliviará los síntomas de dolor sino que proporcionará una rutina pautada y regular de ejercicios para controlarlo y evitar su reaparición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *